Aprender a escribir mejor, aprendiendo con un pequeño truco


Una de las excusas más fáciles que tenemos entre los que gustamos de escribir, es que no disponemos de suficiente tiempo libre para hacerlo bien. Parece verdad, pero son excusas.

Nadie tiene suficiente tiempo libre, porque el tiempo vacío no existe. Hay que buscarlo, hay que reorganizar las horas.

Te voy a dar un pequeño truco para que no deje de escribir por problemas de tiempo. Lo primero es que no debes ponerte el listón de la calidad muy alto. Lo importante es escribir. 


¿Tú dejas de hablar porque no lo haces igual a un académico?

Intenta el siguiente ejercicio.

Piensa en una temática que te guste y que domines ligeramente. Practicando mejorará mucho, no lo dudes. Puede ser sobre crónica política, social, laboral, gastronómico, educativo, sexo, motor, arte, urbanismo, consejos de salud, o mil temas más que se te ocurran. Pero elige uno y no te salgas de él.

Y ahora vamos a buscar la salsa que le dará cuerpo a todo lo que escribas.

Oblígate a que tus escritos tengan SOLO mil letras con espacios. 

Que tengan un tamaño entre 900 y 1000 caracteres incluidos los espacios. 

Con los días tendrás una serie de artículos medidos, temáticos y además te habrás obligado a practicar lo que seguro, te ayudará aprender —sin darte cuenta— a limar, restar, pulir los textos que escribas.

Es un ejercicio sencillo que logrará que domines mejor la escritura y a que vayas recopilando en un tamaño fijo, tus opiniones.


No hay comentarios: