Perder la paciencia es perder la batalla. Así que no la pierdas nunca

 

Esta frase, pillada en un bar zaragozano se atribuye a Mohandas Karamchand Gandhi (Mahatma Gandhi) y sin seguridad de ello es sin duda un inicio de planteamiento básico para enfrentarse a las guerras diarias que todos tenemos.

"Perder la paciencia, es perder la batalla"

No debemos perder la paciencia pues con ella perdemos muchas de las posibilidades de resolver el problema, de escuchar al de enfrente, de intercambiar soluciones, de gestionar el problema para resolverlo.

Por que ante los problemas no se trata de intentar ganar, sino de intentar resolverlos para que no existan. Ganar está muy bien, pero ante el peligro de perder es mucho más efectivo intentar resolver.

Gestionar las emociones de cada uno, equilibrando nuestras posturas para no rendirnos pero para no dar por hecho que la única salida es derrotar, saber dominar los cabreos, las irritaciones excesivas, planificando las peleas desde el sentido común y ser protagonista de tus propias soluciones para defenderlas desde el sentido común y desde el trabajo activo y sereno.

Vive con más calma, convencido de que todos tenemos muchas batallas encima, pero que perder la paciencia y convertirlas en guerras no es la mejor decisión para resolverlas paratu beneficio o para tu normalidad.

No hay comentarios: