31.12.12

Feliz Año Nuevo a los que quieren llenar 2013 de sus trabajos

No hay que estar preocupados (más), estamos a punto de cerrar el año 2012 y no ha venido el Fin del Mundo de los Mayas. En realidad este 2012 no ha sido tan malo como decían, seguimos respirando, obsevando las puestas de sol, escuchando a los pájaros cantar, tomando vino aunque sea a granel. 

Eso si, en España hemos estado rodeados de incapaces, de políticos flojos, de engañabobos, de silenciosos traidores a sus programas, de anti éroes.

Pero eso no es nada con lo que nos puede suceder en este 2013, ya sin el peligro de los Mayas encima de la cabeza. Algunos han aprendido a jodernos sonriendo y otros están desaparecidos y llenos de tiritas. Son los políticos elegidos por nosotros, que no se nos olvide.
Eso si, este 2013 es NUESTRO Año Nuevo, será lo que cada uno de nosotros quiera que sea, lo que entre todos logremos que sea. Nace vacío, limpio, como un disco duro sin nada dentro. En un año miraremos con qué lo hemos ido rellenando y haremos cuentas.

Si salimos perdiendo otra vez, será nuestra responsabilidad, no habremos sido capaces de hacerlo mejor. Pero es nuestro Año Vacío y debemos pensar un momento si tenemos fuerzas en intentarlo al menos.
Feliz Año Nuevo a tod@s los que en algún momento me habéis leído, un abrazo a los que me habéis enviado comentarios en algún momento. Seguiremos estando para insistir.

Septiembre y enero. Meses clave para una nueva formación o ideas

Año Nuevo, formación nueva. Pero con calma y decisión. Hay dos periodos en el año en el que muchas persona comienzas sus nuevas ideas o sus estudios. Son como los toques de atención para iniciar actividades nuevas o retomar ideas aparcadas. Hoy, uno de enero, comienza uno de ellos. Pero si cuando me lees no es uno de enero no te preocupes, lo puedes intentar igual. De hecho lo importante es estar en alerta todos los dáis del año, para ir confeccionando tu formación personal e ir sumando proyectos entre tus ideas de emprendimiento.

Tras septiembre viene enero con aires de empujar en nuestras decisiones para emprender nuevas ideas, iniciar estudios, proyectos, cambios en nuestra vida.
Son años y tiempos complicados y nos tienen que pillar activos, en contacto con muchas personas y muy bien preparados. Tal vez es el momento de buscar una actividad totalmente nueva, un estudio que complemente nuestra formación desde una óptica lateral, distinta, que sirva al menos para tener una idea que nos ayude a salir a explorar nuevas posibilidades.
No es fácil dar consejos en global, nadie como tú mismo para saber qué debes mejorar, sobre qué debes intentar crecer. La respuesta sencilla sería: los idiomas. Pero hay muchas posibilidades más.

Intenta especializarte en algo, pero además intenta complementar tus conocimientos con asuntos laterales a los que ya tienes para que te diferencien de tus competidores.
Yo creo más en septiembre que en enero, pero siempre es importante intentar el asalto a una nueva formación, a ir creciendo aunque sea en tiempos tasados por el calendario. Nunca sabemos qué ventana se nos puede abrir.

Hay que atreverse a pensar. Aunque no esté de moda

Recuerdo cuando el año 2012 se confeccionaba como un año de esperanza. Nos habían dicho que empezaríamos a crecer económicamente y como sociedad (tal y como ahora nos dicen que lo haremos en 2014), el cambio político liderado por Mariano Rajoy parecía que nos enviaría un aire de ilusión y renovación política que acabaría con los males de un pasado que no habíamos entendido del todo.
Y sin embargo, nada positivo se ha movido y los miedos y temores han aumentado.

Las decisiones de política económica, que ya han dejado de ser una decisión nacional (perdiendo así el control de nuestra política monetaria, fiscal e incluso estructural), seguían la estela de unas directrices que siguen resultando contraproducentes. Lo único que cambia es que cada vez está todo más claro, tristemente más claro.

Nuestras vidas están encadenadas al registro y evolución de cifras como el PIB, el déficit público y la inflación. Los desahucios, la pobreza, el desempleo y la emigración (que no volverá) son daños colaterales, efectos dolorosos de un país que está descolocado, fuera de ese punto de equilibrio macroeconómico que, esperamos, algún día volverá.


Rezamos a “San Equilibrio” tal y como nuestra ministra de empleo le reza a su virgen en público como queriendo ver la solución tras los mantos y las ceras de sus velas. Hemos vuelto a los cimientos de la humanidad, donde la filosofía aún no existía y solo existían las creencias y el misticismo. Tan bajo hemos caído que nos da miedo creérnoslo.

Los comienzos, los retornos, los ciclos, siempre nos dan la oportunidad de retomar fuerzas, de respirar, de hacer un registro de todo lo que ha ido mal y enmendar nuestro propio futuro. Nos da la oportunidad de pedir y proponer aquello que deseamos y podemos conseguir.

Si tuviera que pedir un deseo para el 2013, sería que dejaran de tomarnos por tontos. No pido que me hagan caso pues no tendría derecho a imponer una visión personal y (quien sabe), quizás equivocada. Solo espero que algún día permitan un debate abierto, sincero, honesto, inteligente y profundo.

En política seguimos en los albores de una democracia que se ha convertido en la libertad de elegir al dictador menos malo. Un gobierno que, no solo se cree por encima, sino que nos trata como tal. Sin debatir las ideas, sin consensuar las políticas y sin explicar las acciones, nos encaminamos a la defenestración del sueño de un pasado que pudo ser y no fue.

Ante el reto de entender un mundo que, a menudo, resulta caótico y desconocido, la necesidad de tomar las riendas del aprendizaje y el descubrimiento se vuelve cada más acuciante. No solo hay que saber salirse del camino establecido por una docencia estigmatizada, hay que saber andar por un sendero tortuoso en el que nuestra única fuente de vida es el pensamiento.

Hay que atreverse a pensar.

Por eso mi propósito para 2013 es seguir pensando. Probablemente exija mucho más esfuerzo que ir al gimnasio, pero, os lo garantizo, es mucho más barato.

Dimidium facti, qui coepit, habet: sapere aude, / incipe - Feliz 2013 a todas y todos mis lectores.

10 pasos para cambiar lo que no nos gusta de nuestra vida

Tal vez sea ahora un buen tiempo para intentar el cambio personal, todos los días de nuestra vida pueden ser el punto de partida para los cambios y sobre todo si se empieza el deseo de ser distinta, de plantearte cambios. ¿Lo analizamos? Estos consejos son de la revista Psychology Today nos pueden ayudar a entender los pasos que necesitamos dar.

Todos los comportamientos personales son complejos: el cambio ocurre en etapas, paso a paso; nadie cambia sus comportamientos de un día para otro. Estrategia: Divide tu forma de comportarte que desees cambiar en pequeños objetivos fáciles de lograr.

El cambio siempre da reparo, incluso miedo. Por temor a lo que no conoces puedes quedarte atascada ante situaciones que te hacen daño pero que son conocidas. Estrategia: Analiza las consecuencias que permanecer como estás y cambiar, tienen sobre tu presente y futuro. Si cambiar tiene más consecuencias positivas, hay que dar el gran paso.

El proceso de transformación debe tener por lo menos un refuerzo positivo y jamás castigos. Estrategia: refuerza el cambio con acciones positivas, no te castigues cuando tengas dudas ante el cambio sino prémiate cuando vayas en favor del mismo.

Seguir siendo igual es más fácil que convertirte en otra persona, es mucho más cómodo quedarte como estás, que pasar por el proceso para convertirte en quien quieres ser. Estrategia: haz acciones pequeñas y fáciles de realizar todos los días para gradualmente llegar al gran cambio y prepárate para anticipar cualquier problema que pudiera surgir en el proceso.

Mientras más lento, es mejor; todos los procesos tienen su propia velocidad y si intentas acelerarlos sufrirás. El cambio es efectivo cuando sucede de manera tranquila para permitir que las situaciones que deben cambiarse se hagan de forma automática. Estrategia: ten paciencia mientras realizas el cambio y disfruta del proceso.

El conocimiento es poder. Mantente muy atenta a cómo reaccionas ante ciertas "tentaciones" que te alejan del camino hacia el cambio. Estrategia: evita ponerte en este tipo de situaciones, al menos al principio, y sé crítica con tus acciones, pero positiva en la crítica.

El cambio necesita una planificación, unos objetivos y una estrategia de trabajo. Dejar que los cambios surjan de manera natural simplemente por que así lo deseas es bueno para ciertas actividades pero es una forma segura de que el cambio fracase. Estrategia: clasifica las actividades que estás utilizando para cambiar en tres categorías: que sí ayudan, que son neutrales y que no ayudan. Elimina las que no ayudan y convierte las neutrales en otras que sí ayuden.

Antes de lograr el éxito que deseas, incluso en las primeras pequeñas acciones, debes repetir tus conductas hasta que las realices sin error. Hay que entrenarse ante los cambios. Estrategia: si quieres probar una nueva conducta, por ejemplo no comer pasteles cuando vas a un restaurante, empieza a probarla en ambientes fáciles de asimilar. Deja de comer pasteles en el trabajo, luego en la casa y finalmente en un restaurante.

Las acciones nuevas necesitan perseverancia y sumo cuidado en no caer en los errores antiguos. Aún cuando lleves un buen tiempo teniendo éxito en cambiar tus comportamientos, si te descuidas, pronto puedes echar tu trabajo por la borda. Estrategia: Después de identificar qué te ayuda y qué te daña, aumenta los alicientes y elimina las tentaciones para que tu nuevo comportamiento no esté en riesgo de desaparecer.

Los pequeños éxitos siempre son gigantes. Desafortunadamente, los planes grandes normalmente se vuelven grandes fracasos. Estrategia: no pienses en cambios grandes sino en pequeñas acciones que te llevan al éxito real. Cada victoria pequeña refuerza tu autoestima mientras que un gran fracaso puede quitarte la voluntad de seguir intentándolo.



30.12.12

Lo bueno y lo malo del alcohol usado como herramienta

El alcohol no es el mejor remedio para los problemas personales, es como ponernos una tirita sobre una herida de bala que sangra abundantemente. Cuando sustituimos las soluciones a los problemas por alcohol en exceso…, simplemente los estamos tapando para no verlos, pero como siempre que nos auto engañamos, lo malo no es el alcohol sino el uso que hacemos de él. 

Un martillo sirve para clavar clavos… pero si lo empleamos para chafarnos los dedos la estamos jodiendo.

El alcohol puede ser agradable con mesura, degustando sus sabores en los momentos adecuados, en la compañía de lo que deseamos, sean personas o actividades contemplativas.

Pero si utilizamos el alcohol para resolver lo que nosotros mismos no somos capaces de resolver cuando estamos vacíos de elementos que nos hacen cambiar, nos estamos equivocando de herramienta. Cambiar nuestra forma de ver los problemas no ayuda a resolverlos, pues es muy momentánea su acción. Los problemas siempre requieren persistencia en los cambios y sobriedad en las acciones.

El alcohol es para disfrutarlo, no para disfrazar problemas viejos.

29.12.12

Depresión, ansiedad y estrés ante la Navidad y Fin de Año

Como cada periodo que nos acerca a la Navidad o de Fin de Año llegamos mentalmente agotados por el cansancio acumulado de unas fechas que suelen ser complicadas, el estrés que generan estas fiestas, los gastos y, en muchos casos por los recuerdos pasados de nuestros seres queridos, que nos generan ansiedad. 

Pero son tiempos de disfrutar con los encuentros y reuniones de familiares y amigos, y debemos estar bien para poder ofrecer nuestra mejor imagen. Incluso pueden ser tiempos de cambios.

Cada diciembre solemos iniciar una etapa de balances en la que evaluamos lo que hemos logrado en el año que acaba, que no siempre nos satisface. 

La autoestima es importante y el convencimiento de que no es posible lograr todo lo que nos proponemos, es básico para asumir que hemos realizado el trabajo posible. Todos somos débiles y no siempre es posible lograr los objetivos.

Además, organizar las fiestas de Navidad y de Año Nuevo no siempre son sencillas. Incluso, muchas veces generan desavenencias entre distintos miembros de la familia. Es posible que nos sintamos ansiosos, frágiles y estresados. Es algo muy habitual.

Analiza lo que verdaderamente requiere tu atención personal y que es lo que no puedes cambiar, asumiendo esto como inevitable. De esa forma solo gastarás energía en aquello que merece la pena.

Si sigues estresado, tómate un descanso. El estrés es la respuesta de nuestro organismo a distintas dificultades y justamente a esta altura del año es cuando los problemas aumentan si te vuelves excesivamente duro contigo mismo. 

Hay que seguir peleando cada día, pero no piensen mucho en lo que no has logrado, pienso más y mejor en lo que has conseguido y lo complicado que es avanzar. Cada paso, a ti o a todos, nos cuesta mucho conseguirlo.

Algunos signos típicos del estrés

1. Ansiedad

2. Irritabilidad

3. Estados anímicos cambiantes

4. Dificultad para concentrarnos y tomar decisiones

5. Preocupación constante por el futuro y miedo al fracaso

6. Conductas impulsivas

7. Consumo desmedido de tabaco, alcohol y otras drogas

8. Tensión muscular

9. Dolor de cabeza

10. Perturbaciones en el sueño, fatiga o problemas de espalda o cuello


Aumenta el número demandas por despido en este año 2012

Nos habían dicho que la reforma laboral serviría para crear empleo, pero sobre todo para que no hubiera más despidos pues los empresarios tendrían un colchón más legal para poder despedir cuando realmente lo necesitaran. Sabíamos que era una mentira más pero tuvimos que tragar. Ahora los datos de los 10 primeros meses con la Reforma Laboral funcionando nos dan la razón. Ya es tarde.

Las demandas por despidopresentadas en los Juzgados de lo Social entre enero y septiembre de 2012 llegaron a 2.361 en Aragón, el 30,73% más respecto al mismo periodo del año 2011 sin la reforma laboral actual y con un crecimiento por encima de la media nacional.

En el total de España las demandas fueron 109.278, un 24,6% más que el año 2011, con lo que ya suman dos años consecutivos al alza.

De acuerdo con la estadística que elabora el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) para tener una medida del efecto de la crisis sobre los órganos judiciales, las reclamaciones por despido se han duplicado con respecto a las que se producían antes de la crisis, ya que entre enero y septiembre de 2007 se habían registrado 49.145 demandas en toda España.

A la vista de la cifra alcanzada en septiembre, la estadística apunta a que en 2012 se alcanzará un nuevo récord que superará al registrado en 2009, que hasta ahora había sido el año de la crisis con mayor destrucción de empleo.

De momento, en los tres primeros trimestres de 2012 ya se han sobrepasado en un 3,4% las demandas registradas en el mismo periodo de 2009, en el que hubo 105.701, mientras que en el conjunto de 2009 llegaron a 135.379 demandas por despido. La cifra de demandas por despido registradas en el tercer trimestre (38.384) es la segunda más alta de la serie, por detrás de la del primer trimestre de 2009 (38.510).

Cataluña, Andalucía, Madrid y la Comunidad Valenciana aglutinan el 61,7% de las demandas presentadas en lo que va de año, aunque en todas ellas el aumento de las reclamaciones está en línea con la media nacional.

Las comunidades donde mayores incrementos se han producido son Extremadura (74,9%), Navarra (58,5%), Castilla-La Mancha (52,8%) y Cantabria (51,8%).

También por encima de la media se sitúan Aragón (30,7%), País Vasco (30,2%) y Madrid (25,7%).

28.12.12

Cuál sería el primer paso para acallar nuestra mente?

Os dejo una simple repuesta de una entrevista a Eckhart Tolle del año 2009, que él mismo se denomina maestro espiritual contemporáneo, un escritor que sobre todo nos enseña a trabajar y a sentir “el ahora”, el presente, no el pasado ni el futuro. 

Como en muchos otros casos, recomiendo ser crítico con lo que se nos dicta desde los que se denominan "maestros espirituales" y ser conscientes de que lo más importante es lo que nosotros mismos decidamos aceptar como correcto.

---------------------------

Cuál es el primer paso para acallar la mente?

Tomar conciencia de que esos espacios existen en un día normal. Estás mirando a un árbol o al cielo, a las nubes, y es un momento en el que no hay ningún pensamiento. Solamente la percepción y la conciencia a través de la cual la percepción sucede. Un espacio. El primer paso consiste en darse cuenta de que, sin hacer nada, algunos espacios existen en mi vida. Después se pueden buscar esos espacios activamente. Yo recomiendo hacer cosas que uno hace normalmente como lavarse las manos, tomar un café, ir de aquí a allí, entrar en la escalera, subirse al ascensor… tomando conciencia de acto y del momento, sin hacer de ello un medio para un fin sino un fin en sí mismo. Lavarse las manos sintiendo el agua, el jabón, secarse las manos… Solamente la percepción y la conciencia. Otra cosa que también recomiendo es cuando entras en tu coche, cierras la puerta y te quedas unos treinta segundos sin hacer nada, sentir el cuerpo, la vida dentro del cuerpo. No es mucho, 30 segundos, pero muchos de estos momentos en un día inician un cambio. Esos pequeños momentos en los que no pensamos sino que estamos conscientes sin pensar. Es más importante tener muchos momentos pequeños durante el día que estar en una meditación de media hora cada día y luego pasarse el día sin tener espacios. Entonces empieza un cambio, surge la conciencia no condicionada, la conciencia pura. Lo demás, los pensamientos, son una forma de conciencia condicionada por el pasado. Casi toda la gente está atrapada en un sentido del ‘yo’ que depende de los pensamientos condicionados y una imagen mental que tiene de “quién soy”, o sea una identidad que depende de los pensamientos. Eso significa moverse por la superficie de la vida sin nunca ir más profundamente. Una vida de ese modo se hace muy insatisfactoria, siempre hay sufrimiento. Si tu vida se desarrolla solamente en la superficie del ser, que es cuando te identificas siempre con los pensamientos, entonces le falta la profundidad y sufres.

Es posible diagnosticar la depresión con un análisis de sangre?

Un simple análisis de sangre podría servir en un futuro muy cercano de ayuda para diagnosticar la depresión como enfermedad, una patología que según la Organización Mundial de la Salud representa una de las principales causas de incapacidad a nivel mundial.

Los investigadores del Hospital General de Massachusetts (EEUU) que han probado el nuevo análisis de sangre como un test muy fiable explican que tradicionalmente la depresión se diagnostica a partir de los síntomas del paciente pero ″la eficacia del proceso presenta grandes variaciones, especialmente dependiendo de la experiencia y recursos del médico a cargo″.

John Bilello, el presidente del laboratorio Ridge Diagnostics que diseñó la prueba, afirma que ″puede ser difícil convencer a los pacientes de la necesidad de seguir un tratamiento basándose en el cuestionario que hoy se usa para evaluar los síntomas de la depresión. Esperamos que las bases biológicas de esta prueba logren que los pacientes vean la depresión como una enfermedad tratable″

El nuevo análisis de sangre mide nueve compuestos o biomarcadores que circulan en sangre y se asocian a la respuesta corporal al estrés. Con el dato de la concentración de cada uno de ellos los especialistas aplican una fórmula específica que indica la posibilidad de que el paciente esté sufriendo una depresión. ″La biología de la depresión sugiere que una compleja serie de interacciones existe entre el cerebro y los biomarcadores en la sangre″, afirma Bilello.

El psiquiatra George Papakostas puso este sistema a prueba con dos grupo diferentes de voluntarios que incluían, en ambos casos, a personas deprimidas y otras sanas. Al analizar la eficacia del nuevo test de sangre, el experto notó que sirve eficientemente para diferenciar a las personas con depresión de las que no tienen este mal.  Pero Papakostas aclara que es necesario realizar nuevos estudios con una mayor cantidad de voluntarios para constatar la eficacia de la prueba, antes de ser utilizada como prueba de diagnóstico.

26.12.12

Contra los problemas de sueño y sus posibles soluciones

Una amiga tuvo que acudir al psiquiatra tras pasar por el psicólogo pues los problemas personales, el desempleo del marido, los problemas en su trabajo, le estaban afectando negativamente. Los diálogos son casi ciertos.

—Doctor, tengo un grave problema, no duermo; bueno, sí duermo… pero muy mal. En cuanto me quedo dormida un montón de pequeños enanos empiezan a andar por dentro de mi cabeza, a hablar entre ellos, a pelearse, a tener una actividad muy molesta para mi, que sin despertarme me ponen en un duermevela que no me deja descansar.

El psiquiatra después de hablarle un poco de los bichos imaginarios, le recetó unas pastillas. Y le explicó —durante mucho más tiempo del que dedicó a hablarle de los enanos— cuales eran los efectos secundarios de las pastillas.

—¿Y hoy como te encuentras— le he preguntado yo.

—Casi igual— me ha respondido con una sonrisa, pues era de día —los enanos ya casi no están, ahora aparecen como un montón de pequeñas formas pequeñas de plastilina, sin forma, pero hacen el mismo ruido que antes. Ya no son enanos, pero siguen sin dejarme dormir. Creo que tendré que ir al psiquiatra a cambiar las pastillas.

Sin duda todos sabemos que a los enanos mentales, ficticios, esos que pueden o no pueden aparecer en sueños, no los debemos matar a cañonazos de química. Pero muchas veces nos decantamos por eso, para transformarlos en masas informes que siguen molestando.

Yo le he dicho que debe cambiar de psiquiatra y tal vez volver al psicólogo.

Los créditos rápidos pueden ser una trampa de complicada solución

En Navidad y en los meses de verano aumentan los microcréditos en empresas de créditos rápido entre un 30% y un 40%. Son deudas contraídas para regalos, electrónica, dispendios navideños o vacaciones. Es decir, deudas perfectamente postizas que se podrían (deberían) evitar. 

Un crédito solicitado a una empresa financiera de créditos rápidos cobra unos intereses elevadísimos que ronda el 25% (un banco ronda su interés entre el 8% y el 10%) y lo que se solicita son cantidades pequeñas que dejan cuotas de amortización pequeñas y en principio asumibles pero que a veces se complican y se convierten en auténticas argollas que ahogan.
Si pedimos 600 euros para gastos navideños habremos devuelto a los 12 meses 708 euros. ¿Es lógico?
Si necesitáramos para unas vacaciones algo más de dinero, podemos pedir 3.000 euros y pagarlos en 12 meses con unas cuotas de 290 euros hasta completar una devolución de 3.480 euros. Es obligatorio hacer un seguro. Si la cuota es excesiva y tenemos que pagar en 4 años al final habremos devuelto 4.774 euros.
Muchas veces estos créditos producen impagos que los interesados resuelven con otros créditos rápidos añadidos lo que complica brutalmente las soluciones personales. Al final lo que era un crédito fácil y rápido se convierte en un grave problema, pues para cada nuevo mini crédito te van solicitando más avales, más intereses, más controles, pues entre las empresas se informan y es muy sencillo sabe qué tipo de deudas tienes ya contraídas. Las empresas juegan sobre seguro, tú juegas hacia el precipicio.

23.12.12

No es obligatorio celebrar la Navidad, tú decides

Estamos en Navidad, lo has notado aunque no quieras, tiempos de felicidad o de infelicidad. No hay términos medios. Creemos que hay que cumplir bien con todos, con la familia, con los compañeros y amigos, con los vecinos, con una misma. Bueno, a veces si, a veces no.

Si en estas fechas tienes más melancolía, más estrés o depresión, más angustia o ansiedad, no te preocupes, es lo normal. A veces nos falta alguien muy querido, otras veces no tenemos el dinero suficiente para poder disfrutar como queremos unos días marcados en el calendario, otros años son los problemas los que nos aturden pues en estos días también atacan, a veces la salud se empeña en jorobarnos unas fechas que consideramos buenas.
No es posible ser feliz por obligación, por que lo indique el calendario. No se ha inventado todavía la medicina para ser feliz cuando nos de la real gana. Es duro asumir que otros si lo son, pero debemos asimilarlo para no ser más complicado soportar estas fechas.
Para ser feliz no dependemos de grandes alegrías, de inmensos objetivos cumplidos. Debemos aprovechar de los pequeños éxitos, de las cosas pequeñas que nos pueden hacer felices. Todo depende de nosotros mismos, de que sepamos enfocar las respuestas de una manera o de otra.
Se puede cenar una langosta fresca recién capturada en Galicia. Pero también se puede comer en Navidad un cocido como los que hacía nuestra abuela y en su recuerdo. Los dos son satisfacciones y los precios muy distintos.
Si no puedes regalar una máquina nueva de jugar con pantalla, regala una poesía o un libro. Si te falta alguien importante, hazle un pequeño homenaje. Si estás discutido con parte de la familia negocia una paz momentánea que puede convertirse en duradera. Es igual lo que pierdas en el intento, ganarás felicidad.
Y recuerda que NO ES OBLIGATORIO celebrar la Navidad.

19.12.12

Consumir menos y mejor es ahorrar con poco esfuerzo

Estamos en tiempos en los que ya deberíamos haber aprendido a controlar los gastos no necesarios, y debemos pensar que lo que más vale de todo lo que tenemos…, es nuestro cuerpo y nuestra mente. 

No es posible comprar otro, tirarlo y recambiarlo, hacerle cambios en profundidad. La higiene, el cuidado dental, controlar el estrés, saber qué debemos comer y qué no controlando los excesos…, logrará que la salud dure más, que la propiedad más cara que tenemos dure más y que nos cueste menos tener que “arreglarla”.

Pero esto mismo sirve para la lavadora, el coche, el secador de pelo, el teléfono móvil, el ordenador o la cámara fotográfica. 

Todo está preparado para el consumo rápido, para el recambio sin haberse roto, para ir recambiando sin sacarle todo el tiempo de uso posible. Los fabricantes quieren que tires a la basura algo que todavía funciona. No quieren que repares nada. 

Si un elemento del hogar, un vestido, un mueble o un pequeño electrodoméstico logras alargar su vida útil un periodo de un 50% más del habitual, estás ahorrando mucho en tus cuentas del medio plazo. 

La ropa puede durar mucho más de lo que realmente la usamos por estadística. La tiramos en muy buenas calidades, simplemente por moda o por que nos aburre. Pero está bien para seguir usándola. 

Alargar la vida de un coche es muy sencillo, hoy aguantan con facilidad 200.000 o 300.000 kilómetros con arreglos pequeños, pero lo intentamos cambiar antes de los 100.000. 

Un teléfono móvil no hay que cambiarlo cuando la batería dura 5 días en vez de 8 sin tenerla que cargar.

Simplemente tomando las decisiones más correctas se puede ahorra mucho, pero incluso si decidimos saltarnos estas normas de ahorro es bueno que conozcamos que son posibles, que son muy útiles.

Aumentan los gastos de mantenimiento de las cuentas bancarias


Mientras Caixa ha subido hasta 27 euros al año la cuotas de mantenimiento, Ibercaja quieren cobrar 1,88 euros por cada transferencia interna entre agencias de la misma Ibercaja, que aumentan hasta los casi 3 euros si es entre distintas entidades. Como mínimo tener una cuenta en un banco nos cuesta 18 euros al año, que se pueden disimular algo si te pones pesado.
Sí, ahora por tener una mierda de ahorros en el banco hay que pagar. Pero en cambio como Estado nos da vergüenza cobrar impuestos y nos hemos creído que son negativos. No estamos entendiendo nada, nos vamos volviendo antisociales, creyendo que esto no es cierto, sin darnos cuenta que la sociedad es mucho más que ser simpático con los necesitados y poner buena cara cuando subes al ascensor.
Los bancos nos dominan por todos los lados, saben sacar beneficios de las piedras, ponen cara de agradables cuando vas a quejarte (algo que recomiendo a todos los que están sufriendo el aumento de cuotas por el morro), pero saben que su crisis se arregla con más ingresos y menos gastos. El gobierno es más cortico y se cree que todo se arregla solo con menos gastos.
Los bancos reciben ayudas, no pagan intereses de esas ayudas, se les premia con perdones, no terminan en los juzgados, despiden s costa del Estado, siguen poniendo cara de simpáticos y además insisten en regalar sartenes. ¿efectivamente, somos imbéciles.

18.12.12

Las franquicias nos facilitan la apertura, pero el esfuerzo es el mismo

Hay que salir del desempleo tal vez creando un empleo para nosotros mismos, intentándolo con la ayuda de las indemnizaciones por despido. Pero cuidado, nada es sencillo y hay que analizarlo con calma. 

¿Estamos preparados para ello? ¿Es arriesgado? ¿Conocemos qué debemos hacer? 

Nadie dijo que el autoempleo fuera fácil, nadie dijo que no fuera arriesgado, que no se deban seguir unas básicos consejos de prevención, de control contra la quiebra.

Cuando no tenemos claro sobre en qué sector invertir y crear un empleo para nosotros, terminamos pensando en la franquicias como solución más sencilla, pero para que un negocio funcione hay que tener unas base mínimas, que son iguales en un negocio independiente que si acudimos a una franquicia ya establecida como marca.

Debemos hacer una investigación de nuestras posibilidades personales, del tipo de inversión que podemos y debemos hacer, de su rentabilidad a corto y medio plazo, de la competencia contra la que tendremos que pelear en el mercado y de los precios con los que hay que defender la rentabilidad.

Si pensamos en una franquicia, antes de tomar una decisión hay que investigar cómo funciona, en nuestra ciudad y en otras. 

Hablar incluso con otros franquiciados, ver en los lugares la dedicación necesaria, el tipo de clientes, los lugares donde están asentadas dentro de cada ciudad, el tipo de esfuerzo que requieren, la relación de la empresa franquiciadora con sus socios franquiciados.

Debemos ser muy serios con los capitales que hay que invertir, conocerlos muy bien, no fiarnos de las primeras reuniones y exigir seriedad. Es fundamental no sentirse engañado o con dudas desde el primer día. 

Debemos saber muy bien qué parte de la inversión es a costa del franquiciador y qué parte es a costa nuestra. Con el dinero que se entrega a la marca de la franquicia no se cubren todos los gastos, y hay que valorarlo muy bien.

Será complicado que te asesoren en otras empresas de la franquicia de tu ciudad, pero no tanto si acudes a otras ciudades en busca de esa ayuda e información.

Debes estar seguro que sabes vender, producir, fabricar, defenderte bien ante el reto de la nueva empresa. No es tan sencillo como te están planteando, analiza con calma la realidad y toma las decisiones con arreglo a tu análisis. 

Recuerda que en el caso de una franquicia la calidad debe ser la misma que el resto de empresas que ya llevan bastante tiempo funcionando. No caben medias tintas, hay que ser bueno y dedicar un esfuerzo alto en los primeros meses.

Y por último recuerda que una empresa, sea o no una franquicia, necesita un tiempo de dedicación superior al que consideras normal, al que ya empleas, tengas abierta una tienda o una fábrica. 

Hay que seguir formándose, vender, hacer publicidad, acudir a gestores y asesores, informarte, pensar y decidir. Pero al final compensa el camino emprendido. No te engañes, es duro, pero es muy interesante intentarlo.


17.12.12

Hay que ayudar a quien ayuda a un enfermo dependiente

Cuidar a una persona enferma, muchas veces dependiente, puede ser una labor gratificante para el cuidador, pero requiere siempre de mucha fortaleza mental, física y emocional. Con el paso del tiempo, este tipo de situaciones pueden llegar a perjudicar gravemente la salud del cuidador tanto a nivel físico como psicológico y provocar el llamado “El síndrome del cuidador”.

El cuidador debe combatir el posible estrés que le genere su duro trabajo; debe encontrar métodos para dormir bien o recibir ayuda para ello; tiene que aprender hábitos saludables para las comidas y debe intentar encontrar tiempo e ideas para promover una actividad física personal que le sirva para mantenerse en forma física y mental.

El estrés es una respuesta automática a las situaciones de peligro. Todas las personas pueden estar afectadas por el estrés aunque de diferentes maneras. Lo cierto es que el estrés al final, perjudica la salud del cuidador y en consecuencia a la salud de las personas que tiene a su cuidado. Es el principal problema que surge en la relación cuidador enfermo.

Es importante poner en práctica técnica de relajación como descansar cinco minutos cuando la persona esté atacada por una situación de estrés; evitar siempre los sentimientos de culpa, resentimiento, desesperanza o rabia que tanto afectan al cuidador que nunca está seguro de que realiza bien su trabajo; planificar la vida del propio cuidador cuidando de disponer de tiempo para él mismo y mantener una mente positiva sin pensar en las cosas que están fuera del control del cuidador.

Cuando una persona tiene que cuidar a una persona dependiente es fundamental que lleve una dieta equilibrada con la que logre todos los nutrientes necesarios para que el cuidador se sienta menos cansado y mejore su bienestar general. La dieta mediterránea, la dieta saludable y con mucha fruta y vegetales, poco alcohol y unas comidas en sus horas intentando mantener una regularidad. Para ello, es importante comer cinco porciones de fruta y verdura al día, seguir una pauta regular de las comidas, intentar beber de seis a ocho vasos de agua al día o incluso si te quedas sin fuerzas son recomendables unas meriendas azucaradas.

Las personas que cuidan a enfermos dependientes, por norma general, no suelen tener tiempo para realizar actividades físicas propias. Sin embargo, siempre es posible incluir en el día a día acciones con las que se motive la movilidad y la persona pueda mantenerse en forma. Se trata de convertir las tareas diarias (pasar el aspirador, hacer la compra, fregar, etc.) en un entrenamiento y así hacer trabajar los músculos del cuerpo y el corazón. Hacer ejercicios de Pilates en el hogar es muy saludable, aprender a respirar con técnicas muy sencillas ayuda a relajarte y a no cansarte tanto.

Hay que intentar hacer ejercicio junto a la persona enferma, con sencillos paseos si es posible o algo de piscina o haciendo ejercicios sencillos de estiramiento en casa. También actividades como el Yoga y el Tai Chi ayudan a estirar la espalda y aliviar la tensión mientras que el Pilates tonifica los músculos de alrededor de la cintura que apoyan la columna vertebral.

15.12.12

Frases de A. Brandolini sobre comunicación interna

Alejandra Brandolini es la Presidenta de AB Comunicación y ha dejado algunas frases interesantes en Heraldo de Aragón, que es interesante dejar para su análisis. Se las copiamos y las repartimos entre todos, para ver si realmente alguna de ellas nos pueden servir a nosotros.

 Tener la visión de delegar y confiar en socios más jóvenes es lo mejor.

 El diálogo es la herramienta más preciada de una empresa que quiere mejorar.

 Hay gente que habla, que puede persuadir y puede cambiar realidades solo con la palabra.

 Cuando uno cree en lo que hace, se nota y los demás te creen.

 Para reclutar a gente hay que tener en cuenta tres factores. Una integridad moral, una gran inteligencia y una energía desbordante. Las dos últimas sin la primera te pueden destrozar.

 Cuidado con los que saben escribir, pues te pueden enamorar sin tocarte. Y eso puede ser bueno o malo.

 La falta de diálogo es la falta de confianza.


14.12.12

Datos del informe Intermón Oxfam “Crisis, desigualdad y pobreza”

El informe publicado por Intermón Oxfam “Crisis, desigualdad y pobreza” es clarificador, sin aportar nada que no supiéramos antes, pero remarcando otra vez más las enormes barbaridades que estamos haciendo en España y en el mundo, ante la crisis que ya es social.

Dos ejemplos de la enorme desigualdad fiscal de España, entre personas trabajadoras y empresas con asesores:

 En España un trabajador soltero y sin hijos con 41.000 euros brutos de sueldo al año (unos 2.500 euros al mes netos) paga un IRPF del 28%, más que ninguna empresa por sus beneficios, con independencia de su tamaño que paga como mucho un 25,2%

 Una persona con dos hijos y unos sueldos brutos de 16.500 euros (unos 1.000 euros netos al mes) para un 15,6% de IRPF, igual a la media de multinacionales que facturan más de 1.000 millones al año.

Las SICAV tributan al 1% pero en España hay 3.369 SICAV que gestionan 27.000 millones. Se dice que en España hay una evasión fiscal, que no siempre es fraudulenta pero si jeta, de unos 88.000 millones. El 85% de las empresas del IBEX tienen presencia en paraísos fiscales para poder operar. Las grandes empresas deben pagar un 30% sobre sus beneficios pero en cambio y gracias a sus asesores fiscales pagaron una media del 9% e el año 2011. Se calcula que el fraude fiscal de las grandes fortunas y empresa en España es de unos 44.000 millones cada año. Unas 3.000 fortunas de españoles están en el banco británico HSBC pero en su sucursal de Suiza. Solo el 9% de las pérdidas de los bancos en España corresponde a hipotecas mal concedidas. 

En el año 2008 quien más cobraba de media tenía un sueldo de unas 5,5 veces sobre el que menos cobraba. En el año 2012 esta diferencia es de unas 8 veces. Si no se hace nada e el año 2022 será de unas 16 veces. En cuatro años (entre 2008 y 2012) hemos aumentado en España en más de dos millones de pobres. Si en el año 2008 había un 23% de pobres técnicos en España hoy hay un 27% y para el año 2022 un 38%. En 4 años se ha pasado de las 370.000 personas atendidas por Cáritas a las 1.015.000 personas. El 33% de los parados ya NO cobra prestación. Unas 526 familias pierden su vivienda cada día en España. En el primer trimestre de 2012 se desahuciaron judicialmente 47.943 viviendas. Unas 16.000 cada mes.

12.12.12

Hay que evitar las deudas imposibles y no necesarias

No vivimos dentro de nuestras posibilidades, durante años hemos hemos ido creciendo en gasto, creyendo que el dinero de crédito era más fácil de conseguir y pagar que el dinero del ahorro. Un grave error, pues si no somos capaces de ahorrar, es imposible que seamos capaces de pagar créditos que son las mismas cantidades que las del ahorro más los intereses.

Para tener más hay que ingresar más, no gastar más rápido y a crédito. Muchos se están haciendo millonarios con la suma de los intereses que tenemos que ir pagando por no saber esperar a consumir cuando podamos o por consumir más de lo que realmente podemos.
No hemos sido prudentes y ahora estamos pagando muchos de nosotros la crisis con la mochila añadida de unas deudas complicadas en tiempos normales, imposibles en tiempos débiles.
No siempre podemos tener AHORA lo que creemos necesitar. Y empeñarnos en tenerlo ahora, supone tener que pagar más por ello. Si unas vacaciones en una playa muy alejada suponen uno o dos meses de sueldo, tenerlas que pagar a crédito pueden costar una mitad más. En cambio pasar esas mismas vacaciones en una playa cercana, que pueden ser igual de felices, pueden costarnos un mes de sueldo. ¿Merece la pena alejarse y tener que pagar hasta el triple por una diversión de unos días, que puede suponer lo mismo que hacerlo a miles de kilómetros? La diferencia entre el Caribe y Salou es de mucha cantidad de dinero pero la felicidad la llevamos dentro, no depende de los envoltorios.
Una deuda nos puede superar, se puede convertir en incontrolable. Hay que tener sumo cuidado en el tamaño de la deuda, pues tiende a multiplicarse ella sola, a poco que no seamos capaces de poderla pagar a tiempo. Y muchas veces los tiempos de amortización de las deudas son tan largos, que es imposible saber qué cambiará de nuestra vida en este tiempo.

10.12.12

Cuanto y en qué nos gastamos en Navidad lo que no debemos

Han publicado datos que hay que coger con puntillas, pero que nos pueden servir para comentarlos, pues estudiosos hay sobre estos asuntos. En Navidad, cada español de media, nos vamos a gastar 514 euros de más, es decir, fuera de los gastos habituales de unas semanas normales.

Mucha cantidad me parece, pero será verdad, teniendo en cuenta que hablamos de medias y de personas. Algunos no gastaremos tanto, otros muchos no podrán gastar casi nada más de lo habitual que ya es poco y eso nos lleva a que unos cuentos gastarán enormes barbaridades en Navidades, para envolverlas en consumismo y trampas.
Al menos se nos avisa que nos gastaremos un 8% menos que el año pasado, lo que todavía me parece una barbaridad, pero bueno, al menos vamos por el buen camino.
De esos 514 euros por persona, unos 190 euros irán hacia una alimentación de vicio, unos 165 euros a regalos y juguetes, más de 80 euros a loterías y otros 80 euros a ocio diverso, restaurantes, bares y similares. Desde el inicio de la crisis, los españoles estamos gastando de medio un 50% menos de lo que antes dedicábamos a sufrir las navidades.
¿Para qué tanto gasto en el impuesto de las Loterías? ¿y en juguetes que a las pocas semanas ya nadie utiliza? Hay que comer mejor, sin duda, pero la imaginación también debe funcionar y no es necesario gastar mucho más para crear platos diferentes y que sorprendan a nuestros comensales. Menos cava caro o champán francés y más vino de la tierra cercana, menús temáticos, platos antiguos, sabores olvidados, tapas de las que hemos comido en este verano, recetas de verduras o pescados en vez de mariscos del Vietnam, Mozambique o Cuba.

9.12.12

No comprar, no consumir, es el único sistema rápido para ahorrar

Todos deseamos tener una cantidad de dinero ahorrado por si las cosas viene mal, pero no es sencillo, muchas veces por que no nos proponemos que es importante. La única forma es ganar más de lo que gastamos, ingresar más de lo que empleamos en vivir. Aforismo sencillo pero que a veces se complica brutalmente, sobre todo si no es posible ganar más. Toca pues gastar menos.

Uno de los sistemas más sencillos para gastar menos es ir menos de compras o literalmente NO ir de compras. Sencillo y eficaz.
Solo el 255 de las personas que van a comprar tiene muy claro qué quieren comprar, qué necesitan. Y menos son los que llevan apuntados una lista de compra, sean alimentos u otro tipo de productos. La inmensa mayoría compra tras acudir a comprar, no acuden a comprar por que necesitan comprar.

Los Centros Comerciales tienen su gran reto en lograr atraer a los clientes a su interior. Les da igual como te convencen para que compres mucho o poco en su interior, solo desean que pases las puerta y te veas dentro. Luego ya te intentará convencer sobre qué compras, qué necesitas, lo importante para ellos es que acudas a su interior, pases las puerta y te veas dentro.

Un Centro Comercial es un lugar entretenido, un sitio de vicio distraído, un gran antidepresivo. Está montado para hacerte agradable el tiempo que estés dentro, pues así logran vender más. Solo si no acudes, lograrás salir sin comprar. Recuerdo que comprar puede ser una adicción, una especia de droga blanda perfectamente planificada. Y las ofertas una de sus publicidades más efectivas.

8.12.12

Aprender a envejecer es fundamental para la calidad de vida

No es sencillo saber envejecer con éxito, adaptarnos a una vida con algunas limitaciones pero también con ciertas libertades, a la que hay que aprender a vivir sin que nadie nos enseñe, dentro de ella aunque no siempre nos guste, pues nunca antes nos habíamos planteado alcanzar, y sobre todo sin saber en qué condiciones lo haríamos.

Tener una buena educación preparatoria, una sensible aceptación y percepción de la salud física y mental, saber ser optimismo y creer en la capacidad de recuperación son elementos que influyen a la hora de conseguir envejecer con éxito,

Por su parte, saber adaptarnos y ser flexibles y lograr huir de la depresión influyen a la hora de conseguir un envejecimiento exitoso, casi tanto como escaparse de los problemas que repercuten en la salud física de cada persona.
 
A partir de los 50 años de edad se entra en una fase de madurez diferente que hay que asumir con alegría y calma, sabiendo que son periodos nuevos en los que se entra para vivir: ¿os parece poco?.

Debemos preguntarnos sobre las enfermedades crónicas, las posibles discapacidad que ya nos acechan, así como el compromiso social y la relación familiar que traemos como mochila a estos periodos nuevos. Tras respondernos sabremos qué debemos cuidar más, qué debemos reconstruir.

Tan importante es tener muy buena salud como saber ser adaptativos a la salud que tenemos. 

Y encontrar nuevas formas de alegría, de entendimiento de la vida, de entretenimiento vital. Es mucho peor tener una depresión persistente que una salud física con achaques. Por eso no debemos caer en las ansiedades, en las angustias depresivas si nos falta salud, pero al final será peor el resultado de la depresión que el de la falta de algunas vitalidades que antes teníamos.

Y sobre todo recordar que son periodos que nos pertenecen a nosotros, que no debemos regalarnos ni convertirnos en criados atados a obligaciones persistentes. Mucho menos si no son reconocidas o no nos agradan.

7.12.12

Javier Urra responde a muy diversos asuntos emocionales

El psicólogo Javier Urra, es conocido por ser el primer defensor del Menor en España. En su currículo también figura una experiencia de más de tres décadas como psicólogo forense en la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia y Juzgados de Menores en Madrid. 

Su formación en estos ámbitos le ha llevado a dar clases de Ética y Deontología en la Facultad de Psicología de la Universidad Complutense de Madrid, además de escribir numerosa bibliografía sobre estas materias. 

Asegura que “los sentimientos son un material inflamable”. Su preocupación por alcanzar la estabilidad emocional le ha llevado a escribir Mapa sentimental (Aguilar), un manual donde explica las claves para conducirnos en la incertidumbre, aceptar la frustración y controlar los impulsos. 

Dejo una entrevista que le han realizado en el periódico La Vanguardia, que nos puede servir para recoger algunas respuestas a problemas muy comunes, aunque simples. Siempre es una guía para ir encontrando algo más de luz, de la manera más sencilla.

- ¿Qué mensaje quiere transmitir con su último trabajo?
- El ser humano es capaz de pensar porque tiene emociones que le llegan de fuera y le hacen dar una respuesta muchas veces más bien instintiva o física y , sin embargo, hay un proceso ulterior, cognitivo, que es más rico y que podemos elaborar, que son los sentimientos.

- ¿Por qué es importante controlar los sentimientos?
- Para no levantar nunca la mano a nuestra pareja, para no decir que tienes un trastorno mental transitorio, para dominar la ira y la cólera, y creo que a veces los sentimientos se escapan porque tienen su propia libertad, pero en el fondo la vida hay que llevarla en los propios brazos.

- ¿En qué se diferencian sentimientos y emociones?
- Los sentimientos son menos instintivos, más elaborados, menos de la amígdala cerebral, más del aspecto prefrontal, la capacidad de empatía, de compasión.

- Y a veces mezclamos las dos cosas.
- Por eso el ser humano es capaz de tener mucho miedo y mostrarse muy valiente; de insultar o ser agresivo o decirlo finamente con una ironía; de hacer una poesía o componer música siendo sordo; eso sólo se transmite desde el sentimiento (…) Somos grandes simios, pero vamos un punto más allá que el puramente animal, aunque también lo somos y por eso tenemos ese problema de posesión y territorialidad. Y en ese cabalgar, de un equilibrio inestable, allí está el ser humano.

- ¿Somos contradictorios por naturaleza?
- Yo creo que sí. El ser humano nace y lo primero que se pregunta es por qué ha nacido, por qué en esta familia, preguntas que no se hacen otros animales. Cabalga el resto de su vida sabiendo que va a morir, lo que le genera una angustia vital. A partir de ahí busca la felicidad y encuentra escapes y atajos, como son las drogas.

- ¿En qué otras cosas somos contradictorios?
- Por ejemplo, el ser humano es capaz de tener relaciones sexuales y entrarle una melancolía triste; es capaz de esperar nueve meses a dar a luz y generar una depresión posparto; la gente está todo el día esperando que llegue el fin de semana y el domingo está aburrida. Por tanto, el ser humano es complejo, simple, sencillo, pero con dificultades para conocerse, para entenderse con los demás y, sin embargo, absolutamente dependiente de los demás.

- ¿La soledad es lo peor que nos puede suceder?
- Quizá lo más peligroso para el ser humano sería quedarse solo. Nadie querría sobrevivir a una tragedia mundial solo, preferiría morir. Sin embargo, vivimos en una sociedad en que mucha gente mayor está sola. Por eso los medios de comunicación se critican mucho pero una televisión siempre acompaña.

- Esto le sucede a mucha gente, que pone la televisión aunque no la vea.
- La gente necesita sentirse acompañada. La mayoría de la gente no podría dormir a las cuatro de la tarde sin un televisor encendido. Esa soledad es terrible. Igual que la de los jóvenes que no escuchan su soledad.

- ¿Por qué es importante escucharla?
- Es la que te permite preguntarte qué has hecho en la vida, en qué has fracasado, cuál es tu proyecto, por qué estás desnortado, qué te gusta y qué te propones hacer. La soledad es la que te permitiría escribir en una hoja en blanco tu epitafio, ¿qué pondrían de ti? Piénsalo. Y una vez que te contestes, plantéate si merece la pena y si se ajusta a lo que querrías que pusieran. Si es así, sigue igual; pero si no es así, es el momento de cambiar.

- ¿Llegamos algún día a conocernos a nosotros mismos?
- Yo creo que no, entre otras cosas, porque intentamos dar una imagen distinta a cómo somos, pero, ¿cómo somos? ¿Nos gustaría conocernos? ¿Por qué hay que conocerse al cien por cien? ¿Soy el que soy en el rol de padre o en el de señor entrevistado? No lo sé, posiblemente sea las dos cosas. Hacerse estas preguntas es muy insondable y sobre todo muy preocupante y poco práctico. Hay que conocerse a sí mismo, pero no estar en un psicoanálisis constante, hay que pasar a la acción.

- Tampoco podemos caer bien a todo el mundo.
- Eso seguro, pero sobre todo porque uno tiene que ayudar a los demás. O sea, la forma de ayudarse a uno mismo son los demás, proyectarse en ellos, poder hacer cosas, lo que hace que te sientas útil. La circunscripción al uno mismo, al yo, es muy peligrosa, muy dañina, nihilista, hedonista. Lo importante son los otros, el transmitir, comunicar, el ser humano es sociable y creo que para ser feliz hay que hablar mucho.

- ¿Hay que explicarlo todo?
- No. Esta es una sociedad donde la gente está perdiendo mucha intimidad, lo transmite y lo graba todo. No nos debemos de desnudar con tanta facilidad en lo profundo; la gente tiene cierta tendencia a perder la reputación, no le importa hacer el ridículo, pero tiene que saber dónde está su limitación y ser coherente con ello, no dejarse llevar por el impulso.

- ¿El altruismo es lo que más nos reconforta?
- Sin duda. Eso quiere decir que el hombre y la mujer son en gran medida sentimiento, y que en el fondo reaccionamos más por sentimientos que por pensamientos.

- ¿Por qué el fracaso es importante?
- Porque hay que aceptarlo, no pasa nada, caes y te levantas. En la vida vas a fracasar en muchas cosas. Lo cuento porque lo he vivido. Soy consciente de que hay muchas situaciones que son azarosas, que se nos escapan y que hay que asumirlas.

- ¿Cómo controlar nuestras frustraciones?
- Eso es esencial porque el ser humano se frustra en casi todo: querría, alcanzaría, le gustaría… Hay mucha gente que pone el nivel muy alto y está todo el día frustrado porque no llega. En cambio, hay gente que teniendo una vida muy sencilla no se frustra, es muy feliz con lo que tiene y aspira a vivir, como decía Saramago.

- ¿Qué otras cosas causan frustración?
- Por ejemplo, querer cambiar a tu pareja, que es una cosa que pasa a menudo. Tu pareja no va a cambiar en casi nada, simplemente envejecerá.

- ¿Hasta qué punto es importante controlar nuestro lenguaje interior?
- Escuchando, leyendo, aprendiendo riqueza expresiva, el gusto por la palabra, la idea poliédrica, la polifonía y los matices. Tenemos que utilizar la palabra, los medios y los sentimientos.

-¿Mujeres y hombres piensan distinto?
- Más que pensar distinto, elaboran de distinta manera los sentimientos. El varón es mucho más agresivo y es por eso que hay un número mayor de hombres que de mujeres en las cárceles.

- ¿Por qué?
- Porque es más orgulloso, nihilista y narcisista, y la mujer no lo es tanto porque da a luz. Por ejemplo, cuando una mujer está con un bebé y se produce un incendio, el bebé jamás se quema; si muere, es porque inhala humo. El amor de una madre es incalculable. ¿Eso quiere decir que la mayoría de hombres no daríamos la vida por un hijo? Sí, la daríamos. Hombres y mujeres somos parejos.

- ¿El sentimiento más destructivo?
- El odio.

- ¿y el más constructivo?
- El amor.

- ¿Cuál es la esencia de la persona?
- El otro.

- ¿Cuál es el problema de nuestra sociedad?
- El egoísmo y la incomprensión hacia el otro.

- ¿Es bueno olvidar?
- Sin duda, algunas cosas. Es bueno olvidar lo negativo, no es bueno olvidar la gratitud.

La OMS ayudará por internet a personas con problemas de alcohol

La OMS, Organización Mundial de la Salud, ha desarrollado una ventana en internet, un nuevo portal de autoayuda para las personas que consumen un exceso de alcohol y que tienen serios problemas de salud para ayudar a los ciudadanos alcohólicos mediante un proyecto piloto que aunque de momento solo estará funcionando en Bielorrusia, Brasil, India y México, se abrirá a otros países si así lo solicitan ellos como una herramienta de internet para ayudar a personas con problemas.

Esta iniciativa, "es una forma de intervención, basada en la autoayuda", según indican los expertos, para proporcionar información "sobre todo para el público en general"

En concreto, en el portal de internet se halla una herramienta de autoevaluación del consumo excesivo y nocivo de alcohol, a la que se une un programa de autoayuda "para las personas que desean reducir o dejar de beber alcohol".

Todo ello ha sido creado por el Departamento de Abuso de Sustancias y Salud Mental de la OMS, en colaboración con el Instituto Trimbos de los Países Bajos, con la financiación del Gobierno de Holanda y con el apoyo de otras entidades de los países en los que se ha lanzado la web.

La proyectos de ayuda a personas con adicciones a través de Internet reportan numerosas ventajas, ya que "son fáciles de usar, están disponibles durante todo el día, no requieren de espera o tiempo de viaje, y son anónimos y gratuitos", manifiestan desde la OMS. 

Esta forma es más fácil de acceder para mujeres y jóvenes, que son los que menos acuden a centros especializados en atención a las adicciones. 

A pesar de que confirman que estos métodos "no son un sustituto de un tratamiento profesional", sí consideran que son eficientes, por lo menos con una intervención breve cara a cara.

Filosofía económica. La base del pensamiento económico

Hace un tiempo intentaba dar unos pequeños apuntes que diferenciaba las ramas que habían ido surgiendo del pensamiento (comúnmente denominado) keynesiano.
Hoy quiero ir un poco más allá y centrarme en los diferentes enfoques que sirven de base para el desarrollo del pensamiento económico, tanto el que discurre por la corriente principal como los enfoques heterodoxos.

En vez de clasificar todas las escuelas económicas (lo cual suele dar problemas) y definir las bases de las mismas, voy a partir directamente de los fundamentos de la filosofía económica.

Si bien no es una tarea fácil definir qué es aquello que conforma los principios filosóficos no solo en un nivel interpretativo de la realidad (¿qué es lo que vemos?) sino también la forma en la que observamos esta realidad (¿Cómo lo vemos?) y el uso que le damos a esta información, me iré guiando por las aproximaciones que más o menos pueblan el debate a partir de la exposición que realiza Lavoie: La epistemología, el individuo frente a la sociedad, el concepto del homo economicus, y la definición de la economía como ciencia.

     

Realismo frente a instrumentalismo

Una de las primeras contiendas se realiza en el plano del propio conocimiento.  
¿Para qué debe servir? ¿Es el conocimiento un fin en si mismo?
El enfoque científico se separa en dos vías claramente diferenciadas:
  • El enfoque realista, que ve en la ciencia la forma en que el ser humano puede acercarse a la realidad, conocerla y entenderla. Una realidad que es ajena al que observa y que existe por si misma. El objetivo del científico “realista” es alcanzar la verdad de esta realidad.
  • El enfoque instrumentalista, que ve en la ciencia el instrumento para analizar y predecir los fenómenos que suceden en la realidad, independientemente del proceso por el qué estos fenómenos ocurran. Lo importante bajo este marco no es entender lo que subyace (lo que no se ve, lo que no nos afecta), sino solo lo que se ve.
Así, la visión del instrumentalista (según Osiander) hace que las hipótesis que sustenten una teoría (y por tanto, una predicción o el propio conocimiento), no necesiten ser ciertas, pues es suficiente con que estas proporcionen unas conclusiones que sean consistentes con la realidad observada.

En el plano de las teorías (en nuestro caso económicas), lo que hace que una teoría sea científicamente “cierta” (o, categóricamente “mejor”) es, desde el punto de vista realista, que la teoría se sustente bajo la verdad de todos los elementos que la componen (hipótesis y conclusiones), mientras que desde el punto de vista instrumentalista, solo las conclusiones (por ser lo que directamente necesitamos y queremos contrastar) necesitan acercarse a la verdad.

La visión instrumentalista es mucho más práctica (de hecho es puramente pragmática), en tanto en cuanto no dudará en imponer una restricción, un axioma o una hipótesis que sea poco realista si con ello consigue un mayor poder explicativo.

El economista Schumpeter, descrito en Shionoya (1990) como un instrumentalista, escribía:
“The absolute truth of our hypotheses does not matter…The role of hypotheses is merely formal; even if it were proved that they are themselves true, nothing would be gained from it for our laws.”
Friedman, otro conocido instrumentalista, sugería que una teoría, aun siendo falsa, podia ser más util (y por tanto debía ser preferida) que una cierta.

Es por tanto en las hipótesis donde encontramos la primera divergencia.

El enfoque realista trata de utilizar hipótesis ciertas, ya vengan estas de la propia observación y experimentación (tras corroborar la verdad de estas proposiciones con respecto al mundo real) o a través del conocimiento apriorista (cuya existencia es otro debate abierto).

Aunque en el contexto de la construcción de modelos formales teóricos sobre el comportamiento del mundo real, el uso de hipótesis (y más en el plano económico) implica matizar un poco que significa aquello de “real”. Y es que, ¿Cuan realista puede ser una simplificación, una hipótesis?

En primer lugar, los modelos teóricos no muestra la “verdad” del mundo real (algo complejo y lleno de infinitos e infinitesimales detalles), sino el comportamiento en base a las “fuerzas” que lo mueven. El movimiento o comportamiento lo describimos a través de nuestras ideas subjetivas en los modelos que luego contrastamos con la realidad.

Una hipótesis extra es que se pueden estudiar estas fuerzas de manera individual (la gravedad sin tener en cuenta el magnetismo, el consumo propio de patatas sin tener en cuenta la tasa de ahorro de los chinos…). Esto nos permite en primer lugar excluir toda aquella parte de la realidad que afecta en un grado muy pequeño (o nulo) al comportamiento que queremos analizar.

Si no asumes esa hipótesis, quizás creas que el estudio detallado del contexto histórico es la única forma de intentar explicar los eventos pasados, y que la complejidad de un mundo casi caótico (donde una variable se ve afectada por todas las demás) no puede llegar a conocerse (ni por medio de la generalización inductiva del pasado, ni por medio de la deducción lógica, al no disponer de todas las hipótesis necesarias, esto es, el estado inicial del sistema al detalle).

Por otra parte, casi cualquier hipótesis sobre el comportamiento social debe simplificarse a la hora de introducirla en el lenguaje lógico-matemático. Cualquier simplificación es, por mera construcción, una abstracción de la realidad (si no lo que haríamos sería simular la realidad en un matrix condicionado al estado inicial del mundo sobre el que hacemos las hipótesis). ¿Hasta que punto esa abstracción sigue manteniendo la verdad y, por tanto, debe ser válida para los “realistas”?

Creo que es una pregunta que mantiene abierto el debate.

Desde mi punto de vista, la respuesta está en el enfoque. Empezando porque cualquier observación que obtengamos está cargada de juicios de valor propios, e implica un análisis parcial de la realidad, debemos ser conscientes de que aunque exista el termino “real”, lo que hacemos nosotros es acercarnos más o menos a esa realidad, pero no alcanzarla. Las hipótesis que hagamos (basadas en nuestro conocimiento y experiencia) serán siempre, por tanto, más o menos cercanas a la realidad, nunca puramente reales (excluyo enunciados analíticos / tautológicos).

Así pues, cualquier simplificación es una abstracción que no es estrictamente verdad. Pero no incumple el sentido “realista” de la ciencia, puesto que lo que este enfoque hace es valorar la mayor o menor verdad de las hipótesis para valorar el modelo teórico en su conjunto, admitiendo (al menos en mi caso, ya que soy más próximo al realismo que al instrumentalismo) que cualquier modelo es una abstracción y, por tanto, que jamás será una “verdad” pura.

La econometría, como herramienta utilizada para estudiar la correlación y fuerzas existentes entre diferentes variables económicas se dispone para validar la verdad o falsedad de las conclusiones expuestas en las diferentes teorías, como método para validar la teoría en sí. El enfoque mainstream, por tanto, es el instrumental, popularizado tras las aportaciones de Friedman.

Y si bien en el plano teórico las aportaciones se realizan a través de una mayor sofisticación en las hipótesis, la relevancia de las mismas sigue validándose a través de los resultados que estas aportan en sus conclusiones.

Los enfoques heterodoxos (marxistas, post-keynesianos, institucionalistas…) se basan más en la noción realista de la ciencia, cuya principal crítica ante las aportaciones neoclásicas se basa en el mundo imaginario sobre las que descansan.

Se puede hacer un comparación entre las aptitudes de cada una de las posturas científicas y la aportación que hacen sobre el método científico a través del trabajo de Cacioppo, Semin y Berntson (2004):


Elaboración propia a partir del gráfico elaborado por Cacioppo, Semin y Berntson (2004)

     

 Organicismo e individualismo

El segundo de los principios que entrañan divergencia es la óptica desde la que hay que estudiar y analizar el comportamiento económico de los agregados sociales en el escenario económico (lo que en términos clásicos se denomina “mercado”).

La principal es aquella que estudia el comportamiento del individuo y lo generaliza, lo suma y lo agrega para determinar el comportamiento del conjunto. En el otro lado del ring nos encontramos con la propuesta organicista, aquella que rechaza el reduccionismo como forma de analizar un complejo entramado de entidades que se relacionan, vinculan y restringen entre si.

La forma más simple de reducir el principio de estos dos conceptos es preguntarse: ¿Es el todo simplemente la suma de sus partes?

La visión neoclásica se fundamenta en el agente económico individual y la microfundamentción de su comportamiento para desarrollar una teoría de preferencias que acabará en el intercambio óptimo a través de la maximización de lo que se denomina su utilidad. Y es este intercambio, en la forma en la que se distribuyen los bienes entre los agentes, el que describe el estado de la economía (del mercado).
El enfoque holista, u organicista, ve en el hombre no solo un animal individual, sino, sobre todo, un ser social, que genera estructuras organizativas a través de la colaboración entre individuos, que conforman una entidad diferente y que afecta directamente no solo a la estructura del mercado, sino a la propia capacidad de acción del hombre.

¿Qué es una mesa, sino simplemente cuatro patas y una tabla? Sin embargo, la mesa, como objeto, como entidad, no es solamente el conjunto de los cinco objetos que la conforman, sino que necesita una cierta organización, una forma (abstracta, o ideal, en el sentido platónico del término), para que tal conjunto sea, efectivamente una mesa.

La visión organicista toma esto en consideración, e introduce las instituciones (la forma en la que se organiza la sociedad, ya sea en base a leyes o a entidades económicas, como bancos, organizaciones territoriales, la cultura…), como un elemento crucial en el contexto de la producción, intercambio y consumo de los individuos.

Estas instituciones, que surgen de los individuos, pero que siguen otras normas o propósitos (una mayor justicia social o económica, una mayor eficiencia productiva, un mejor uso de la información disponible), deben tenerse en cuenta.

Popper, criticó esta visión afirmando:
“Todo fenómeno social…debe ser siempre entendido como el resultado de las decisiones, acciones, actitudes, etc. de los individuos y… no deberíamos estar satisfechos con ninguna otra explicación que esté en términos de los llamados colectivos.”

Sin embargo, no se trata tanto de no explicar el comportamiento institucional o cultural a partir de las decisiones (o preferencias sociales) de los individuos, sino de incluir esto de una manera correcta en los análisis de corte económico.

Se alude, pues, a esta “emergencia” (porque emerge, no porque urja), como aquello que existe como el conjunto de decisiones, colaboraciones y acciones de los individuos.

Si los modelos que parten del individuo incluyen estos procesos emergentes, podrían llegarse a conclusiones parecidas, pero se me antoja difícil por la complejidad de incluir la heterogeneidad y las relaciones necesarias para que esto ocurra.

Existen ramas (bastante novedosas) de la economía que intentan explorar esta emergencia, como pueden ser las teorías de la complejidad, la auto-organización, sistemas adaptativos, evolutionary economics… en diferentes ámbitos más o menos cercanos a posiciones heterodoxas o neoclásicas. Sin embargo, creo que esta dicotomía es bastante más fuerte de lo que parece. Sobre todo si creemos que las organizaciones e instituciones también afectan al pensamiento y las preferencias de los individuos. A continuación podemos ver el popurrí de áreas de estudio social donde aparecen estos conceptos:

 

Robots optimizadores Vs Procesamiento imperfecto

Ya sea sobre el eje del comportamiento únicamente individual, o en base al conjunto de instituciones y estructuras sociales, nadie duda de que conocer el “ser” es indispensable.

Lo que define al ser humano es su capacidad de pensar (de ahí que seamos sapiens). La capacidad de recoger u utilizar la información de la que disponemos es un elemento fundamental a la hora de estudiar la toma de decisiones.

El ser humano es, a todas luces, un ser racional, en el sentido de que utiliza de la mejor forma que le es posible, la mejor cantidad de información que le es posible conseguir, para tomar una decisión de entre las que pueda elegir. Hay tres “puedes” ahí.

En el sentido neoclásico el ser humano, u homo economicus, tiene una racionalidad casi perfecta. En los modelos teóricos se presenta al individuo como una máquina de optimizar que utilizará toda la información disponible (que también suele simplificarse en “toda la información existente”) para elegir la mejor decisión posible.

La inclusión de expectativas racionales (uso generalizado por Robert Lucas), que incorporan el hecho de que toda predicción es esencialmente cierta excepto por un error aleatorio, es una de sus principales conclusiones.

Esto asume que el modelo teórico de comportamiento de los individuos es conocido por los propios individuos (ya que los individuos, que tienen información, también tienen la información que se desprende del análisis del comportamiento económico).

Si el modelo predice que la inflación va a ser del 3%, el modelo intenta describir una realidad en donde ese modelo es cierto y los individuos lo conocen (por que tienen toda la información a su alcance), entonces los individuos actuarán en consecuencia. Y puesto que una de las virtudes de la economía es que es, en muchos casos, auto-proféticamente-cumplida, la inflación será del 3%.

Otro de los elementos que incluyen estas expectativas racionales es el hecho derivado del punto número 2, el concepto individual en el análisis del agregado. En vez de tener en cuenta las asimetrías entre individuos en la suma de estos (que se forman en base a su propia interacción, en lo que antes denominábamos “emergencia”), se genera un representante de los mismos, que dará cuenta por todos. Al tener que simplificar la economía al comportamiento de un individuo, este debe reunir el comportamiento agregado medio, que en el caso del proceso mental, implica una moderación en la variabilidad que pueden surgir de los errores del comportamiento individual.

Es decir, que un individuo puede equivocarse más o menos, pero en media, el conjunto (y por tanto el individuo que la represente) no se equivocará mucho.

Por otra parte está la visión procedimental del proceso de toma de decisiones que utiliza la llamada “racionalidad limitada” desarrollada por Herbert Simon.

No solo los seres humanos tenemos diferentes informaciones, sino diferentes formas de procesarlas. El tiempo y las emociones afectan a nuestra toma de decisiones más de lo que queremos aceptar.

En esta visión, si bien como seres humanos intentamos analizar todas las alternativas y las consecuencias de las mismas para tomar una decisión, relegamos en la heurística (proceso por el que elegimos basándonos en decisiones pasadas, estrategias, para resolver los problemas).

Una de estas estrategias puede ser el “sentido común” que puede diferir entre diferentes contextos sociales (agregados, todo se retroalimenta).

En concreto, delegamos la toma de decisiones en normas o algoritmos predefinidos, que pueden estar mejor o peor preparados para optimizar la decisión.

Daniel Kahneman, por un lado, o Daniel Ariely (y todo lo que implique el estudio de las behavioral economics), por otro, dan cuenta de las limitaciones, costumbres y el reflejo de las emociones y el entorno en nuestras acciones.

Y si el empleo de la información es un tema importante, las asimetrías derivadas de una información imperfecta o incompleta (o incluso inexistente) cobran aun más importancia. Sobre todo si tenemos en cuenta que la información es, también, algo generado por el ser humano, por lo que un tipo de poder social puede tener preferencia ante la generación de información falsa o incompleta ante la que no hay alternativa y que generará de todo menos una aproximación a la eficiencia.

Y en la cúspide de todo este embrollo, la incertidumbre se mantiene como eje principal de algunas escuelas heterodoxas como el post-keynesianismo, el hecho de no tener información disponible ni siquiera para calcular los riesgos de un futuro que es (a cierta escala) impredecible.

      

¿Qué demonios es la ciencia económica?

Por último voy a comentar uno de los ejes principales de divergencia que, quizás, sea el principal. Pues antes de pensar sobre economía debemos definir propiamente qué nos preocupa, cual va a ser nuestro principal punto de análisis. Debemos, por tanto, definir el tema sobre el que va a versar la ciencia económica.

Una de las visiones es el estudio de la satisfacción de necesidades ilimitadas (dado nuestro carácter de no saciabilidad, una consideración que ya entraña debate) con una serie de recursos escasos, y la manera en la que la asignación de estos recursos entre todas las personas implica una mayor o menor eficiencia.

El problema surge, por tanto, de la escasez de estos recursos.

Este enfoque no solo da pie a la forma que toma la distribución de estos recursos (puesto que el “todo” está limitado), sino que, puesto que las partes, es decir, los diferentes bienes que se producen con estos recursos, son también escasas, debemos enfrentarnos a un proceso de decisión derivada de un coste de oportunidad (elegir algo implica no elegir otra cosa) que confronta nuestras preferencias, con las posibilidades de producción, determinando así los precios (demanda y oferta). Es en esta confrontación donde podemos obtener información de tipo económica, en el mercado. Esta confrontación entre uno que compra y otro que vende, uno que demanda y otro que ha producido, se centra en el acto del intercambio.

El primer enfoque, por tanto, se centra en el intercambio de bienes, derivado del trabajo y preferencias individuales, como forma de estudiar “la economía”.

El segundo enfoque se basa primordialmente en la forma que toma la producción y el crecimiento económico derivado de la misma. Y no es tanto la forma en la que toma la asignación de los recursos en los diferentes procesos productivos (o de consumo), si no el grado en el que estos recursos son utilizados o desaprovechados en el proceso productivo.

Este proceso deriva del hombre, que es el que demanda y el que en última instancia produce. Si son las maquinas las que producen, será el hombre el que haya producido las máquinas.

Poniendo el enfoque en el propio ser humano y en su relación con el proceso productivo, el estudio y análisis del empleo es, por tanto, fundamental.

El primer enfoque trata de discernir si la distribución de los trabajadores por el proceso productivo es el más eficiente, dando por hecho que se aprovechan todos los recursos disponibles y que, por tanto, todo desempleo es voluntario.

El segundo enfoque estudia porqué no todo el mundo está trabajando, porqué el proceso productivo no incorpora a trabajadores que desean y pueden trabajar.

Si esos trabajadores tienen una capacidad de trabajo y unas necesidades o preferencias. ¿Por qué no se incorporan al proceso productivo y de consumo?

Si bien el primer enfoque da por sentada una cierta eficiencia, el segundo se pregunta por el grado de esta, y el proceso por el cual esta no se llega al alcanzar.

Aun más heterodoxa, la propuesta marxista argumenta que el concepto en si mismo está equivocado, no es la relación del hombre individual con unos recursos escasos, sino que hay que estudiar las relaciones sociales que fundamentan el proceso de provisión social (al final y al cabo, todo es una lucha de clases).


Elaboración propia

     

 Filosofía económica

La base del pensamiento económico, que da forma a las teorías que tratan, por un lado, de explicar nuestra realidad, y por otro, de ser útiles, se basa, primero, en aquello sobre lo que queremos pensar, segundo, en la forma sobre la que creamos que actúa y es el ser humano, y tercero, en la forma en la que el ser interactúa con el medio, tanto natural como social.

Es en la filosofía, por tanto, donde encontramos la base del pensamiento económico (y científico). Y es en las consideraciones subjetivas como las arriba expuestas de donde parte toda divergencia.

Muchas veces se alude al hecho de que las escuelas económicas están muy dispersas y piensan de forma completamente diferente como algo necesariamente malo. Como la clara representación de que no existe “verdad” detrás de la propia ciencia económica y de que, por tanto, no debe llevar la palabra “ciencia”.

Lo cierto es que hay diferentes aproximaciones científicas, diferentes visiones de lo que es la realidad. Diferentes formas de obtener y contrastar el conocimiento adquirido. Lejos de ser un lastre, hace de la ciencia económica una ciencia aun más rica e interesante.

PD: Durante la búsqueda de fuentes de información para la elaboración de este artículo he encontrado un libro que puede ser del interés de aquel que haya llegado hasta el final: The philosophy of economics, una antología de textos de autores como Marx, Veblen, Friedman, Hausman, Schumpeter, Sen…

————————
Fuentes:
Realism Vs Instrumentalism
Two responses to the failings of Modern Economics: The Instrumentalist an the Realist
Shionoya (1990): Instrumentalism in Schumpeter’s economic methodology
Cacioppo, Semin y Berntson (2004): Realism, instrumentalism and scientific symbiosis
Methodological individualism Vs. methodological holism
Think Complexity
Readings in the Philosophy of Social Science
Introduction to Heterodox economics
 
 
Escrito por Miguel Puente AjovinSígueme en twitter